0

4ª Etapa (Alternativa I):Camino de Invierno.



De San Clodio a Monforte de Lemos (21,6 kms)
Saliendo de Quiroga, hay otra ruta para llegar hasta Monforte de Lemos, que se seguía en la antigüedad. A unos 2 kms de Quiroga se cruzaba el río Sil por la Barca de San Clodio, hasta que fue contruido el puente viejo de San Clodio o puente de hierro, a mediados del siglo XX. Esta ruta, sigue, en gran parte, la margen izquierda del río Sil, hasta A Cubela, pasando por los lugares de San Román y Rairos. Continúa por Nogueira y sale a la N-120, superponiéndose durante 1 kilómetro hasta el puente de Aguasmestas, lugar donde confluyen las aguas del río Sil con las del Lor.

Se pasa bajo el puente de la nacional 120, y se sigue por carretera local, hasta el núcleo de Castro de Abaixo, toponimia que hace referencia a un asentamiento castrexo. Desde aquí se incia un ascenso hacia Torbeo, entre centenarios castaños, permitiendo, a medida que ascendemos, poder contemplar unas hermosas vistas del valle de Ribas de Sil y Quiroga, surcados por el río Sil, y, al fondo las majestuosas montañas del macizo del Caurel enmarcándolos.

Desde Torbeo la ruta desciende hacia A Cubela, donde se cruzaba el río por la Barca de Torbeo. Pero, debido a la construcción de embalse de San Esteban, en A Cubela el río aumentó mucho su caudal y se dejó de usar el paso de la barca. Desde el otro lado, la ruta sube hacia las bodegas centenarias de Vilachá o Vilamarín, y desde allí, se desciende hacia el valle de Lemos pasando por los núcleos de Costaneiro, Rubín, Rozabales, A Pecina, A Fonte, A Pousa, Calvos y Hortos. La entrada a Monforte se hacía por el pazo de los Molinos de Antero.

Pero, en la actualidad, por tanto, no es posible pasar al otro lado del río y seguir el camino hacia Santiago. No obstante, se recomienda hacer una escapada por esta ruta, que le permitirá descubrir una de las más espectaculares vistas, el meandro que describe el río Sil, en el lugar de A Cubela, cuando se desciende desde Torbeo. Lugar, también, donde se inician los famosos e impresionante cañones del río Sil.

Qué ver:

San Clodio: cruce de caminos de peregrinación. En San Clodio convergían varios caminos de peregrinos, tanto de los que llegaban de Montefurado, como los que llegaban de Castro Caldelas. El nombre procede de un monasterio, el de San Clodio, que aparece mencionado en una donación hecha en 1154 por Vasco de Quiroga, enterrado en la iglesia de Torbeo y que en sus tiempos pertenecía a la parroquia de Astorga. La villa se asienta en la ribera del río Sil, donde se puede disfrutar de un merecido descanso a lo largo del Paseo y playa Fluvial, una de las áreas recreativas más bellas que podemos contemplar.

Iglesia de San Clodio. De origen monástico y románico, fue construida, probablemente, en la primera mitad del siglo XII. De este origen sólo conserva el ábside y la puerta norte de la nave. Sufrió muchas transformaciones a lo largo del tiempo. En la parte norte está la casa rectoral con un pórtico, torre y otros restos del antiguo cenobio que han llegado hasta nuestros días. La torre, de planta casi cuadrada y arcos de medio punto, está adosada al ábside de la iglesia.

Con la Desamortización de Mendizábal, en 1850, la mayor parte de las tierras que pertenecían al monasterio de San Clodio son adquiridas por D. Manuel Batanero y Flórez, entre otros, y construye un pazo que finalizó en 1889; se encuentra en la misma villa de San Clodio, al otro lado de la vía férrea.

La iglesia románica de Santa María de Torbeo. Tuvo origen monástico y es mencionada en varios documentos medievales de 1265 y 1317. Destaca la puerta principal con tres arquivoltas sobre el jambaje y sin tímpano y la puerta sur de tres arquivoltas sobre pilastras y puerta norte con arco de medio punto, tímpano liso y mochetas sin adorno. En el muro sur, dos ventanales con arcos de medio punto. Exteriormente destaca su ábside por su cabecera semicircular.

Meandro de A Cubela: Próximo a la aldea de A Cubela, y, donde se inician los espectaculares cañones del río Sil.

Las bodegas centenarias de Vilachá: De planta baja, construidas con cachotería de piedra, son una espléndida muestra de la arquitectura popular y de gran valor etnográfico, donde se pueden degustar los apreciados vinos de la Ribeira Sacra.”.

Pazo de los Molinos de Antero: Situada a la entrada de Monforte, es una casa señorial de fines del siglo XVIII y principios del XIX que cuenta con un gran archivo.
Fuente: Camino de Invierno.

0 Opiniones :

Aquí nadie modera tus opiniones... Por tanto no atentes contra la belleza de las palabras. Déjalas que vayan fluyendo una tras otra, narrando las sensaciones y sentimientos de tú caminar... ¡Ultreia! Muchas gracias por animarte a opinar.

Últimas entradas de quienes nos cuentan:

"Con un clic en la imagen circular de quien escribe, verás sus últimas publicaciones.

 

Con la tecnología de Blogger.

Han opinado ultimamente:

Copyright ©Caminamos

Lo mas visto esta semana:

Copyright © Caminamos | Powered by Blogger
Design by SimpleWpThemes | Blogger Theme by NewBloggerThemes.com | Distributed By Blogger Templates20